Atrás

Cocotte redonda Risotto de mejillones al limón

raciones

6

preparación

15 min.

tiempo de cocción

20 min.
  • Preparación de los mejillones a la marinera: lave los mejillones bajo el grifo y quite las algas rascándolas con un cuchillo. Deseche aquellos cuya cáscara esté rota o entreabierta.
  • Dore la cebolla y los chalotes picados en una cocotte. A continuación, rebaje con el vino blanco y añada los granos de pimienta con los mejillones junto a las ramitas de perejil. Tape la cocotte y deje cocer a fuego fuerte durante unos minutos, moviendo la cazuela con frecuencia.
  • Cuando se hayan abierto los mejillones, aparte la cazuela del fuego y deje que se enfríe. Después, quítelos las cáscaras y déjelos a un lado. Preparación del caldo: vierta 600 ml de agua en una olla y eche la pastilla de caldo.
  • Exprima los limones, quítelos la cáscara con un pelador y hiérvala tres veces en un cazo con agua hirviendo hasta que esté cocida. Corte las cebollas dejando una parte de las hojas y dórelas en una sartén con un poco de mantequilla.
  • A fuego lento, derrita un trozo de mantequilla en una cocotte, añada el arroz y vierta por encima 2/3 del caldo. Deje que hierva a fuego lento durante 12 minutos. A continuación, aparte la cazuela del fuego, añada el vino y deje que repose.
  • Antes de servir, vuelva a calentar el arroz durante unos 6 a 7 minutos removiéndolo mientras lo rocía con el resto del caldo. Añada ahora el zumo de los limones, las cáscaras cocidas, los mejillones, el cebollino picado, el parmesano y las cebollas. Bata la nata líquida e incorpórela en el último momento para que el arroz quede cremoso.
  • Finalmente, deje que el risotto repose un poco más hasta que haya absorbido el resto de líquido.
     

Para los mejillones:

1 cebolla

2 chalotes

unas ramitas de perejil

250 ml de vino blanco

unos granos de pimienta

Para el risotto:

250 g de arroz arborio

1 manojo de cebollas frescas con las hojas

1 manojo de cebollino

2 limones

80 ml de vino blanco

80 g de parmesano rallado

200 g de mejillones sin cáscara (aprox. 1 kg de mejillones frescos)

100 g de nata líquida

1 pastilla de caldo de pollo

600 ml de agua

20 g de mantequilla